PERU - TRAVEL to PERU and HOTEL in PERU - TOURS in PERU - MACHU PICCHU - CUSCO

ENJOY PERU
AGENCIA DE VIAJES
TOUR OPERATOR

LO NUEVO
EN
ENJOY PERU

por
Enjoy Perú
Viajes y Turismo

  Lo nuevo en Enjoy Peru
REGRESAR A LO NUEVO DE ENJOY PERU... Peru Travel

Huancabamba y Las Huaringas

Huancabamba es un asentamiento de tipo urbano rural, capital de la provincia del mismo nombre, en la Región Piura, situado a 1.929 msnm, en un valle interandino de la cordillera de los Andes, al norte del Perú, en la sierra de Huamani, en cuyas cimas se encuentran esparcidas las célebres y sagradas Lagunas de las Huaringas.

Ubicada en el extremo oriental de la región, a 214 km al suroeste de la ciudad de Piura, la provincia de Huancabamba abarca una superficie de 4.254 km cuadrados y está habitada por 127.545 moradores, población que se encuentra distribuida en los valles y las pendientes de la cordillera, hasta los 3.000 msnm, pero se agrupan en caseríos o centros poblados, muy cerca de zonas cultivables.

La temporada más adecuada para visitarla es entre abril y noviembre, época en la que no hay mayor lluvia, se disfruta de un agradable clima y los caminos se encuentran en estado transitable; aunque el clima es variable en la provincia, en el Valle de Huancabamba es ligeramente húmedo y templado, y en las partes altas es muy húmedo y el frío es acentuado, mientras en la zona cercana a la costa es ligeramente húmedo y templado cálido.

La Cultura Huacapampa (planicie o valle de las grandes piedras sagradas) se desarrolló a lo largo y lo ancho del valle del Río Huancabamba, como lo demuestran los restos y vestigios arqueológicos diseminados en este territorio; siendo sus principales vestigios: El templo de los jaguares en Mitupampa, el cementerio preínca de Maraypampa y la ciudadela de Huarmichina en los límites con Jaén, recientemente descubiertos por el arqueólogo italiano Mario Polia, lo que confirma la teoría de J.C Tello acerca del origen amazónico de esta cultura.

Alrededor de los años 1480 el Inca Túpac Yupanqui conquista la provincia, aboliendo el culto a los jaguares e imponiendo su cultura y sus métodos, a tal punto de convertirse en una de las provincias más grandes y mejores que hubo en el incanato; posteriormente, a mediados de octubre de 1532 se produce el primer encuentro de los conquistadores españoles con las ciudades andinas, Caxas y Huancabamba, a través de la avanzada de Hernando de Soto, que venía siguiendo el camino inca que unía Quito con Cusco.

Una vez producida la conquista española, los huancabambinos fueron repartidos en encomiendas y parcelas, las que dieron origen a comunidades indígenas que hasta la fecha continúan unidas, como Quispampa, Huarmaca y Forasteros.

La Huancabamba Incaica fue desmantelada para construir con su pedrería la nueva ciudad colonial; la plaza de armas adorna sus calles circundantes con pedrería también de la época, embelleciéndola con jardines y plantas florales traídas de distintos lugares, y cuenta con una pileta del artista huancabambino Jibaja Ché y es el punto en donde la población se reúne socialmente.

La iglesia matriz y el palacio municipal, ambos de corte colonial, fueron construidos en el siglo XIX y actualmente están en servicio. El museo principal exhibe muestras sobre labor lítica del pasado, metalurgia, cerámica y restos de fardos funerarios de la cultura Huancabamba y otras culturas de los alrededores; también cuenta con una biblioteca referencial sobre Huancabamba.

Sus lugares mas destacables son:

Las Huaringas:
Las Huaringas son 14 lagunas de diversos tamaños y formas, consideradas potentísimas desde el punto de vista mágico terapéutico, adonde curanderos de todo el país acuden para realizar sus prácticas, siendo visitadas por muchos creyentes del país e incluso desde el extranjero. En ellas llevan a cabo sus ritos para la práctica de la medicina tradicional. De estas catorce lagunas, las más visitadas son la Shimbe, y la Laguna Negra. Para acceder a este punto se parte de madrugada, en vehículo de servicio público, desde Huancabamba. Luego de dos horas se llega al poblado de Salalá, en donde si desea contratará una acémila o a pie llegará a la primera laguna. Deberá asistir, según la tradición, con su brujo o chamán, al que podrá encontrar en el poblado o venir con uno de otro lugar. Estas lagunas tienen una altura de 3.500 msnm. Además de ellas, existe otro grupo de siete lagunas de menor renombre denominadas Las Palanganas, conocidas por la belleza de su entorno. El clima es frío, al igual que la temperatura de las aguas. En los alrededores crece el ichu, la chilhua, la totora y diversos arbustos.

Arqueología
Los lugares de mayor interés arqueológico de la provincia son: El Templo de los Jaguares, ubicado en Mitupampa, distrito de Sondorillo, a una hora de Huancabamba en carro y a 2.800 msnm. El Paredón, ubicado en Huancacarpa Alto a 3.400 msnm, a dos horas desde Huancabamba en carro. Andenería de Pasapampa, lugar en donde se han encontrado los platos de piedra que se exhiben en el museo. Estos andenes se encuentran a dos horas y media en carro. Caxas y Baños del Inca, ubicados en el caserío de Chulucanitas Bajo, en la quebrada del Inca, a tres horas por un camino carrozable. Ciudadela de Huarmichina, recientemente descubierta y en pleno proceso de estudio, muy cerca de los límites con Jaén, en el Cerro de Huarmichina. Ruinas de Paratón, en el distrito de Huarmaca, Cerro Paratón.

Otros lugares con atracción son: El Sitán, cascada con unos 20 m de caída de agua, en la quebrada de Curlata, distrito de Sondor, a la que se llega por una vía carrozable después de cincuenta minutos desde Huancabamba, a partir de donde se debe caminar unos 15'. Valle de los Infiernillos, a dos horas desde Huancabamba, por una vía carrozable, en el distrito de Sondor, lugar de hondonadas y salientes producto de la erosión eólica y las lluvias, que han adquirido diversidad de formas extrañas e impresionantes.

Su folclor está representado por la Danza de los Diablos, la que se lleva a cabo del 16 al 18 de julio, durante la fiesta de la Virgen del Carmen. Cuenta con bebidas alcohólicas muy particulares como el Rompope, mezcla de cañazo con canela, azúcar, limón agrio, así como la Diamantina, muy similar a la anterior, pero con leche.